Inquietudes…

Lunes, 19 marzo, 2007

Alma material

Filed under: científicas,citas,filosóficas,literarias — Manuel @ 20:18

«Renunciar a la ilusión que ve en el alma una “sustancia” inmaterial, no es negar si existencia, sino al contrario, comenzar a reconocer la complejidad, la riqueza, la insondable profundidad de la herencia genética y cultural, así como de la experiencia personal, consciente o no, que en conjunto constituyen el ser que somos, único e irrecusable testigo de sí mismo.»

Jaques Monod. El Azar y la Necesidad.

Anuncios

Jueves, 1 marzo, 2007

El Azar y la Necesidad

Filed under: científicas,filosóficas,literarias — Manuel @ 22:01

le_hasard_et_la_necessite.jpg“El cerebro de todo animal es, sin duda alguna, capaz, no sólo de registrar informaciones, sino también de asociarlas y transformarlas, y de restituir el resultado de estas operaciones en forma de una performance* individual; pero no, y éste es el punto esencial, de forma que permita comunicar a otro individuo una asociación o transformación original, personal. Esto es, en cambio, lo que permite el lenguaje humano, lo que hace que se le pueda considerar por definición como nacido el día en que combinaciones creadoras, asociaciones nuevas, realizadas en un individuo, pudieron, transmitidas a otros, no perecer ya con él.”

El Azar y la Necesidad, de Jacques Monod.

Un libro que, si bien posee una barrera potencial alta, una vez superada desenboca en una reacción en cadena… Vamos, que algunas partes son un poco pesadas, pero que si las superas, el libro aporta mucho.

* Performance en el sentido de ejecución conseguida, logro.

Sábado, 24 febrero, 2007

El Héroe Absurdo

Filed under: citas,filosóficas,literarias — Manuel @ 20:50

sisifo-1-fd.jpg“En ese instante sutil en que el hombre vuelve sobre su vida, como Sísifo vuelve hacia su roca, en ese ligero giro, contempla esa serie de actos desvinculados que se convierten en su destino, creado por el, unido bajo la mirada de su memoria y pronto sellado por su muerte. Así, persuadido del origen enteramente humano de todo lo que es humano, ciego que desea ver y que sabe que la noche no tiene fin, está siempre en marcha. La roca sigue rodando.

Dejo a Sísifo al pie de la montaña. Se vuelve a encontrar siempre su carga. Pero Sísifo enseña la fidelidad superior que niega a los dioses y levanta las rocas. Él también juzga que todo está bien. Este universo en adelante sin amo no le parece estéril ni fútil. Cada uno de los granos de esta piedra, cada trozo mineral de esta montaña llena de oscuridad forma por sí solo un mundo. El esfuerzo mismo para llegar a las cimas basta para llenar un corazón de hombre.

Hay que imaginarse a Sísifo dichoso.”

El Mito de Sísifo, Albert Camus

Blog de WordPress.com.